...

Qué hacer si aparecen rayas en la pantalla del iPhone 5/5S

Cómo arreglar las rayas en la pantalla del iPhone

No es raro que los propietarios de un iPhone se encuentren con el fenómeno de las rayas en la pantalla. El anillado puede variar de blanco, rojo o azul. Pueden ser verticales u horizontales. La causa de su aparición son los daños mecánicos, la humedad, el sobrecalentamiento del dispositivo móvil, los fallos de software y las reparaciones mal realizadas.

Fallo de software

Para rectificar los problemas de la pantalla, hay que identificar la causa del problema. Usted mismo puede realizar el diagnóstico inicial en su teléfono. La pantalla del iPhone puede mostrar rayas de diferentes colores. Esto depende del tipo de fallo.

Las rayas verticales azules son la causa más común de un mal contacto entre la cadena de margaritas y el Lightning (conector).

Cómo arreglar las rayas en la pantalla del iPhone

Una raya blanca en la pantalla indica un sobrecalentamiento o una descarga en el dispositivo. Si hay un calor excesivo, el controlador puede desprenderse del módulo de la pantalla, y si hay una descarga, el condensador de la placa base puede desconectarse.

Las rayas amarillas se encuentran con más frecuencia después de la compra de un iPhone. Se trata de restos de una sustancia especial que se utiliza para fijar la pantalla. Si se producen durante el uso, son el resultado de un sobrecalentamiento o de un impacto físico.

La aparición de rayas de colores indica un problema con el software. Estos problemas pueden producirse al instalar aplicaciones.

Además de las interferencias verticales en el iPhone 5/5S, las horizontales son bastante comunes. Pueden ser intermitentes, parpadeantes, del mismo color o de colores diferentes. Al mismo tiempo, la sensibilidad del sensor puede reducirse o el sensor puede funcionar mal.

Cómo arreglar las rayas en la pantalla del iPhone

Actualizar el software es lo primero que hay que hacer cuando aparecen las barras. Para ello, en los ajustes del sistema, vaya a "Básico" y seleccione "Actualizar". A continuación, siga las instrucciones que aparecen en la pantalla.

Si no ha habido ningún cambio y las rayas en la pantalla del iPhone no han desaparecido, el fallo se debe a un problema de hardware.

Caída del dispositivo

La aparición de rayas en la pantalla suele estar causada por caídas o golpes del dispositivo móvil. Suelen ser rayas blancas dispuestas verticalmente y de forma simétrica.

Si el cable de la pantalla se ha soltado, puedes desmontar el teléfono tú mismo e insertarlo hasta el fondo. Con este tipo de fallo, las rayas en la pantalla pueden desaparecer y aparecer ocasionalmente, normalmente cuando se toca el sensor o cuando el dispositivo se calienta.

Hay muchas otras posibilidades, desde daños en la pantalla táctil y el cable plano hasta la placa base. En estos casos, la inspección es más detallada. Por lo tanto, lo mejor es llevar el iPhone a un centro de servicio donde lo limpiarán, sustituirán los componentes necesarios y lo soldarán.

Intrusión de humedad

Cuando la pantalla interactúa con el agua, los problemas serán ligeramente diferentes, se volverá blanca o no funcionará en absoluto. También pueden aparecer rayas, irregulares, asimétricas y no necesariamente blancas.

Cómo arreglar las rayas en la pantalla del iPhone

En este caso, el aparato debe secarse de forma natural.

Desconecte la alimentación, retire los accesorios, incluido el cristal de seguridad, y seque la unidad en un entorno sin corrientes de aire. Para ello se puede utilizar arroz crudo o bolsas de secado especiales. Sin embargo, no utilice aire caliente.

Sin embargo, si ha habido mucha agua, hay que ponerse en contacto con un centro de servicio, ya que es necesario limpiar a fondo el interior de la unidad. Esto protegerá la placa base de la corrosión y protegerá los costosos microcircuitos de la oxidación.

El dispositivo se ha sobrecalentado

Si aparecen barras blancas en la pantalla, puede deberse a un exceso de calor. Esto puede provocar el incendio de la batería, el fallo del módulo, la quema del chip o el fallo de los componentes.

En las instrucciones de su iPhone se especifica el rango de temperatura admisible para el mismo. Para el funcionamiento, es de 0 a 35 °C, y para el almacenamiento es de -20 a 45 °C. Controlar la temperatura en verano es difícil, pero se pueden tomar algunas medidas.

Hay varias causas de un teléfono sobrecalentado:

  • Calentamiento como resultado de la recarga;
  • Exposición a la luz solar directa;
  • Trabajar con aplicaciones de alto consumo energético;
  • Configuración del smartphone después de la compra;
  • Durante el proceso de restauración desde la copia de seguridad;
  • Al analizar los datos en las aplicaciones.

Es improbable que una de estas causas sea el origen del sobrecalentamiento, pero es probable que haya una combinación de varias.

Si la temperatura de funcionamiento se eleva por encima de la temperatura de funcionamiento permitida, puede ocurrir lo siguiente

  1. El aparato deja de cargarse;
  2. Hay problemas con la cámara, el flash o el módulo Wi-Fi;
  3. Aparecen rayas en la pantalla o un fondo oscuro.

En este caso, es necesario actuar inmediatamente: desconectar el cargador, dejar de utilizar los programas del navegador y las aplicaciones que consumen energía. Retira la tapa, apaga el aparato y deja que se enfríe.

No se recomienda para evitar el sobrecalentamiento:

  • Mantenga su dispositivo móvil alejado de la luz solar directa cuando utilice aplicaciones;
  • Durante la carga, no ejecute programas que consuman mucha energía;
  • En caso de calor extremo, no guarde su smartphone en un coche cerrado y no utilice una funda ajustada;
  • Observe la temperatura de la carcasa, deje que el teléfono se enfríe si se calienta;
  • Siguiendo estos sencillos consejos, no verás rayas en la pantalla de tu iPhone como consecuencia del sobrecalentamiento.

Mala reparación

Si han aparecido rayas en su iPhone como resultado de la sustitución de la pantalla o de la pantalla táctil, de la batería o de otros elementos, sólo se pueden sacar dos conclusiones:

  • Es probable que no se hayan sustituido todos los elementos defectuosos;
  • El montaje no se ha realizado correctamente y, como consecuencia, la pantalla se volverá azul.

En este caso, compruebe que el talón de la pantalla está bien fijado y que el montaje es correcto.

El mal funcionamiento del módulo de visualización es un gran problema que es difícil de resolver por sí mismo. Por lo tanto, es inevitable acudir a un centro de servicio.

Подписаться
Уведомить о
invitado
0 Comentarios
Межтекстовые Отзывы
Посмотреть все комментарии
es_ESSpanish